Leer es un vicio solitario que se puede compartir.

martes, 27 de octubre de 2015

Crecer

De niña vestías con zapatos soñadores, ilusiones de cuello alto y propósitos sin mangas. Aún te sigue gustando entrechocar los tacones de tus chapines encarnados y tu primer amor siempre será el espantapájaros pero hoy, mientras viajas en tu arco iris de ida y vuelta, oyes el tic tac de la lluvia marcar las horas.


4 comentarios:

  1. Qué deprisa crecemos, ¿verdad? Todavía tengo imágenes de mi niñez muy vivas, y fue hace tanto, que me da miedo pensarlo. Un besote.

    ResponderEliminar
  2. Cómo nos gustaban esos detalles.. y yo sigo queriendo crecer, aunque ya no a un ritmo tan vertiginoso.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. El pasa y nos hacemos mayores, sí. Imparable, inevitable tic-tac...
    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  4. ¡Qué puñetero tiempo! ¿Por qué tendrá que ir tan rápido, tan frenético? :(

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...